27 mayo 2009

Temblor...




Temblor. Tiembla mi cuerpo al pensarte, emocionado, entregado como cuando aquellas noches al soñarte temblaba en ti. Tiembla mi cuerpo y lo hace mi corazón envuelto en tus palabras, arredor de tus versos tiemblan cuerpo y corazón, mientras mis manos abren franco el camino hacia ti...

Tiembla mi voz, tu voz cuando me llamas, cuando me invitas; tiemblo cuando voy, cuando vengo y permanezco, cuando no estoy. Escalo tu muro, me acerco y tiemblo, tiemblo y estoy… estoy en ti, mi cuerpo en ti, tú en mí, yo en ti; esclavo perdido, sin rumbo, tembloroso y temblando me allego a ti…

Tiembla mi cuerpo, corazón, brazos y voz y temblando se unen a ti; temeroso me acerco y al llegarnos ardo y al temblar me quemo en ti… Tiemblo al arder por y para ti y cuando tú te quemas en mí; tiemblo al sofocarte, beberte sin pensar y tiemblo pensando en ti, soñando y al soñar tiemblo por y para ti...

Tiemblo y temblando llego hasta ti, trémulo, aterido en tu cobijo , tiemblo protegido y temblando tiemblo ahora en ti. Tiemblo y temblando alivias tu fuego en mí, temblando exhausto y entregado a ti; manojo estremecido, miedos rotos, quebrados, sofocados, aun renacidos en mis temblores por ti.










Me gusta desarmarme arriba tuyo

me gusta demasiado ensuciarte

besar tu flor, inmediata,

besarte atrás y adelante...

Me gusta tanto que me encante,

que quiero hasta la locura,

desarmarme en el vaivén de tu cintura,

y remar sobre tu espalda y naufragarte...



(Andrés Calamaro. Soy Tuyo)








1 comentarios:

la_gaviota dijo...

muy bonit escibes, leerte es mirarte, describes tus sentimientos, transportas al lector a tu mismo mundo y meterlo coontigo a sentir tus deseos tus miedos tus confunsiones, un abrazote se nota que tus escritos llevan tu sello propio

Publicar un comentario

Mensaje